Los sonidos de Dudamel

Quizás recuerde el concierto de Año Nuevo, el que todos los 1 de enero ofrece la Orquesta Filarmónica de Viena y que solemos ver por la televisión. Hace poco más de un año, quien subió a la tarima fue un joven de pelo rizado llamado Gustavo Adolfo y apellidado Dudamel.

No hace falta que consulte la Wikipedia para saber detalles de su vida porque él mismo se va a encargar de presentarse. De contarnos cómo vivió su infancia en Barquisimeto y si echa de menos a sus amigos de la infancia; de por qué el violín le atrapó y de lo que disfrutó y sufrió aprendiendo música. De cómo se lo pasaba cuando tenía acudir a un concurso. Y de las razones que le llevaron a ser director de orquesta.

Además, en “El origen de una pasión” Dudamel nos contará cómo es eso de vivir la locura de de pasar más tiempo en un hotel que en el sofá de casa.

Gustavo Dudamel es el director de la Filarmónica de Los Ángeles, y quien lidera a la Filarmónica de Viena en la gira que le llevará a varias ciudades europeas y americanas durante los primeros meses del próximo año. En “El poder de la batuta” sabremos que supone dirigir una gran orquesta. ¿Es cuestión de liderazgo moral? ¿Quizás se necesita una buena dosis de psicología? ¿Hay que imponerse a la fuerza? En definitiva, Dudamel nos explicará su concepto de liderazgo. Y aprovecharemos para conocer las “entretelas” de un oficio en el que las partituras, la batuta y el movimiento de las manos deben acompasarse con una organización titánica del trabajo diario. A todo esto, ¿se llega a sentir pánico escénico? ¿Es verdad que los directores de orquesta pueden sufrir tendinitis? ¿A un director como él, le cuesta mantener el contacto visual con todos los músicos?

En “La revolución, por la música” Gustavo Dudamel nos contará, desde las entrañas, qué poder tiene la música para provocar el cambio social y qué ingredientes deben mezclarse para que repetir fuera de su propio país el éxito que el Sistema de Orquestas Juveniles de Venezuela ha tenido en su país de origen.

No ha sido fácil logar que se entienda que la música puede ser un instrumento de cambio que incluso llega a desafiar las convenciones y normas sociales. Para lograrlo, aprender a escuchar es básico. Y también apela a la juventud. Y sin embargo, los patios de butacas de las salas de conciertos en Europa envejecen a marchas forzadas y los titánicos esfuerzos para rejuvenecer la audiencia avanzan con lentitud. Gustavo Dudamel podrá explicar cuáles son las vías para atraer a aquellos que (sin duda alguna) creen más cercano el concierto de rock que el de música clásica; más fácil entender una voz de Soul que un aria de la Traviata; más barato un partido de fútbol que un recital lírico…